Voluntariado: Porque dando, se recibe.

Hace algunos años, en la sección de bachillerato, se propuso que los alumnos pudiesen tener la oportunidad de participar de algún tipo de voluntariado. Esa actividad contó el primer año con 30 alumnos participando de las tres experiencias ofrecidas, trabajo con niños inmigrantes, visita a ancianos y atención en un centro de discapacitados físicos y psíquicos. Y como el número en este tipo de cosas no debe hacer perder la perspectiva de lo que se ofrece y lo que se ofrecía creíamos que era bueno, la cosa siguió para adelante.

Con el esfuerzo de mucha gente y sobre todo por el boca a boca de los que ese primer año habían participado, aquella  experiencia continuó haciéndose realidad curso tras curso y cada vez con mejor acogida.

Siete años después de esa primera vez, nacida de la ilusión de unos profesores que tuvieron que moverse mucho para salvar ciertos obstáculos que les ponían algunas entidades por el hecho de que los voluntarios fueran menores de edad, a día de hoy son más de sesenta alumnos los que participan de esta actividad, siendo aproximadamente el 20% de los chicos y chicas que estudian bachillerato en Salesianos Atocha los que han decidido dedicar parte de su tiempo libre para trabajar en beneficio de los demás.

Tres son las propuestas de voluntariado que se ofrecen y con la vista puesta en que sean más al año que viene. Por un lado se ofrecen dos voluntariados para el trabajo con niños en dos asociaciones de la zona de Vallecas, las organizaciones AmoverseCitycentro. Y por otra parte, y en contacto con Caritas de la parroquia, se acude a visitar a ancianos de la zona para los que, en ocasiones, la llegada de los voluntarios es su momento más esperado del día.

El voluntariado que ofrecemos es una primera toma de contacto con una realidad cercana y a veces desconocida, que exige un compromiso serio pero que ante todo obliga a tener un corazón generoso. Y la valoración que nosotros hacemos es maravillosa, ver que jóvenes a los que en ocasiones la sociedad tacha de no querer comprometerse, de ser indiferentes, se ofrecen para darse a los demás es algo que nos hace sentir aún más orgullosos de nuestros alumnos.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies